Alergias durante el embarazo
Más o menos un 20% de las mujeres tiene alguna alergia antes de quedarse embarazada o la desarrolla durante los meses de gestación. Suele ser algo normal ya que durante este tiempo hay muchos cambios hormonales, inmunológicos y funcionales en el cuerpo de la mujer y en algunos casos puede fomentar la aparición de alergias o agravar las que ya existen.

Si tienes alguna alergia y estás embarazada debes comunicárselo a tu ginecólogo para que puedan analizar tu historial y así saber qué tratamiento utilizar, y es que el mismo que utilizas en condiciones normales puede no ser bueno si estás esperando un bebé. Si no tienes ninguna pero notas algún síntoma durante el embarazo, díselo cuanto antes a tu ginecólogo para que te busque un tratamiento. Toma nota de las alergias más comunes durante el embarazo:

Asma: Más de 300 millones de personas la padecen en todo el mundo y es un riesgo tanto para la madre como para el feto durante el embarazo. Se calcula que una de cada tres pacientes con asma empeora durante el embarazo, pero si antes del mismo era una alergia leve no tiene por qué revestir mayor gravedad. Si empeora en este tiempo suele ser entre las semanas 24 y 36.

Urticaria y angioedema: Puede darse a causa de una reacción alérgica a la progesterona y el picor por alguna dermatitis durante el embarazo suele ser muy frecuente.

Anafilaxia: Tiene una baja tasa de incidencia durante el embarazo y el feto está protegido gracias a la producción de histaminasa de la placenta.

Dermatitis atópica: Si tienes esta alergia no debes preocuparte porque el hecho de estar embarazada no afecta ni tiene ninguna gravedad si la sufres en este período.

Alergia a los medicamentos: Si sufres este tipo de alergia no debes preocuparte mucho ya que durante los meses de gestación es muy raro que vayas a tener que tomar alguno.