Conocer a los piojos
Los Pediculus capitis, comúnmente conocido como piojos o liendres (huevos) son insectos sin alas de color marrón rojizo. Las liendres son de color blanco grisáceo, de forma ovalada y se cementan al tallo del cabello, por lo general cerca del cuero cabelludo. La forma más fácil de distinguir las liendres de la suciedad o restos de vello es que estas no se eliminan fácilmente con los dedos.

Los piojos no discriminan entre clases socioeconómicas, ni nada por el estilo, por lo que o se debe pensar que sólo tienen este problemas las personas sin recursos. Se suelen adquirir principalmente por el contacto directo de cabeza a cabeza con el pelo de una persona infectada, pero también se puede transmitir al compartir peines, sombreros y otros accesorios para el cabello. También pueden permanecer en las camas, los muebles y las alfombras durante un breve período de tiempo, aunque los piojos generalmente no pueden sobrevivir sin un huésped durante más de cuarenta y ocho horas.

Contrariamente a la creencia popular, los piojos no pueden volar ni saltar y es poco probable que se desvíen de su hábitat preferido. Los piojos no transmiten enfermedades ni causan daños físicos, pero son molestos y pueden causar una picazón severa (que puede conducir a la irritación del cuero cabelludo) y en ocasiones la pérdida de sueño. Los piojos se alimentan de sangre. Sus huevos eclosionan después de unos ocho días.

Las personas que están embarazadas, amamantando, tienen alergias, epilepsia, asma u otros trastornos médicos deben consultar con su farmacéutico o médico antes de aplicar cualquier tipo de producto para su eliminación. Todos los miembros de la familia deben revisarse bien el pelo para ver si han resultado infectados.