El bisfenol A
Si no te lo has planteado, es hora de hacerlo. La utilización de biberones de plástico y vasitos para que los pequeños ingieran líquidos, pueden contener una gran cantidad de policarbonatos, que pueden llegar a afectar a la salud de los bebés. Algunos padres y especialistas, llevan tiempo exigiendo la desaparición de un producto químico llamado BPA en los productos para los niños. Tantas son las quejas, que muchos fabricantes están comenzando a ofrecer productos libres de BPA.

¿Qué es lo que sucede con esta sustancia? El bisfenol A (BPA) es un producto químico usado para hacer más duro el policarbonato. También se utiliza en las resinas epoxi. El BPA se encuentra a menudo en:

– Botellas rellenables de plástico duro, incluyendo biberones y algunas botellas de agua reutilizables
– Platos de plástico, vasos y utensilios
– Cajas para el almacenamiento de alimentos
– Tapones de las botellas de refrescos e incluso del agua
– Equipos de seguridad, tales como gafas y cascos
– Equipo médico
– Algunos selladores dentales para mayores

Esta sustancia puede filtrarse en los alimentos y bebidas. La exposición al calor de los artículos que lo contienen puede aumentar la liberación de la misma en mayores cantidades que en situación normal. Una encuesta de salud que se realizó en los años 2003-2004, encontró que más del 92% de los niños mayores de 6 años que se sometieron a las pruebas, tenían niveles detectables de BPA en la orina. El estudio fue realizado por el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC).