Evitar que los niños muerdan
Algunos bebés tienen tendencia a morder. Si el niño tiene menos de 3 años es normal que a veces pueda morder, no es algo que deba preocupar mientras no haga daño a nadie. Pero en todo caso es buen momento para enseñarle y explicarle que no lo debe hacer, pues existen otras formas de comunicarse y expresar sus sentimientos de enfado. Los pequeños suelen morder cuando estén pasando por algún momento familiar complicado, estén estresados y manifiesten su frustración agrediendo a los demás.

Los bebés y los niños pequeños muerden para poder explorar el mundo que los rodea, es algo completamente natural. Pero cuando el niño ya ha cumplido los 3 años de edad, morder podría indicar otro tipo de problema de comportamiento que no tiene nada que ver con el lenguaje. La acción de morder les da el poder para conseguir las cosas que quieren, digamos que es una manera rápida que le permite obtener un juguete o algo que desea de otro niño. Como no sabe hablar y expresarse, no comprenden la idea de compartir, muerde pero sin intención de lastimar.