Hinchazón de piernas y pies durante el embarazo
La hinchazón de piernas y tobillos son unos síntomas que siempre están ligados al término embarazo. Estas hinchazones, pueden causar mucho estrés a la futura mamá. Afortunadamente, hay varios remedios caseros para deshacerse del dolor en los tobillos y la hinchazón en los pies. Muchas mujeres piensan que estar embarazadas implica estar mucho más tiempo quieta pero, aunque hay algo de verdad dependiendo de cómo se vaya desarrollando todo, deben plantearse hacer algo de ejercicio físico.

Caminar durante más de 30-35 minutos al día de manera constante, puede ser matador para muchas embarazadas. Lo que debes plantearte en andar un poco menos y revisar el calzado que utilizas par realizar estos desplazamientos. Debes utilizar zapatos cómodos. Olvídate de los taconazos durante unos cuantos meses. Recuerda, que debes intentar relajarte y evitar el estrés. El yoga es muy eficaz, ya que, las técnicas de respiración y las posturas que se realizan, reducen los niveles de estrés.

Tomar agua en abundancia y mantener la hidratación de la piel, es una manera fácil de prevenir la hinchazón en las piernas. A veces, la deshidratación produce la inflamación. Los masajes, pueden ser muy eficaces en la lucha contra la hinchazón. Un buen masaje de espalda y piernas antes de irte a la cama o a primera hora de la mañana, te ayudará a aliviar y reducir este problema de manera drástica.

Utiliza aceite de oliva para el masaje. Masajea suavemente los pies y luego dúchate. Esto, aumenta la circulación sanguínea en los pies y reduce la posibilidad de hinchazón. Añade aceite de lavanda al agua si te vas a preparar un baño.