Los días previos al parto
Cuando se van a cercando los días del parto, las futuras mamás pueden enfrentarse a miedos repentinos y dudas que pueden hacer que esos últimos días se conviertan en un verdadero suplicio. El miedo a lo desconocido es muy importante pero, deberás intentar relajarte. Aquí tienes algunos consejos que debes recordar para intentar tranquilizarte:

– El parto es un gran acontecimiento en la vida de una mujer
El nacimiento es un proceso de vida, no una actuación. Visualiza tu nueva vida como algo muy positivo. Deberás prepararte para trabajar, estar con tu pareja, ver a tus amigos… todo este lío, se verá recompensado cuando llegues a casa y veas a tu precioso bebé.

– Considera todas las opciones positivas
No tiene por qué salir mal. En el momento del parto recuerda palabras positivas como por ejemplo: sin dolor, sin complicaciones, natural, etc.

– Trabaja los sentimientos negativos
Esto aumentará las probabilidades de un parto sin problemas. Una vez que trates esa posible ansiedad, la visualización de todo lo que va a suceder sin negatividad hará que superes ese pequeño trauma. Recuerda un parto es algo mágico pero, sobre todo es, fisiológico.

– Notar el apoyo de los demás
Da igual quien te apoye, el caso es que sepas que tienes gente a tu lado que va a estar contigo en esos momentos. Pareja, amigos, familia… todos pueden convertirse en tu gran apoyo.

– Algunas cosas están fuera de su control
Si existe algún tipo de problema, recuerda que tú no eres la culpable. Obtener un resultado perfecto no está bajo tu control. No debes hundirte. Fuerza, energía y positivismo, harán que la situación sea más llevadera.