Parto mediante cesárea
Un 25% de los partos que se realizan en España es mediante cesárea. En caso de nacimientos múltiples niño, la cesárea es muy recomendable. La mayoría de las mujeres que se someten a ella, no lo hacen por elección propia ya que es el médico el que debe tomar la decisión. En el caso de que el bebé venga de nalgas o en el caso en el que se encuentra mal colocado la cesárea es imprescindible.

Este proceso se trata de una cirugía mayor y, como bien sabrás, este tipo de cirugías siempre implica un riesgo. Poco a poco, la seguridad ha ido perfeccionándose en el proceso y ya no es tan peligrosa como hace unos años. Las mujeres son informadas sobre los riesgos de antemano y suelen estar atendidas de manera constante por los médicos durante el post operatorio. La Organización Mundial de la Salud ya ha explicado en varias ocasiones que los países no deberían tener una tasa de natalidad superior al 15% en lo que a nacimientos por cesárea se refiere.

Cuando un médico realiza este tipo de cirugía debes confiar en él ya que seguro que es para salvaguardaros a ti y al bebé. Después de realizar una cesárea el médico deberá estar pendiente de manera constante de algunas cosas, como por ejemplo:

– La incisión quirúrgica no debe infectarse. Debe comprobar que la herida no se separe.
– Revisar otro tipo de infecciones como la del útero, la vejiga y los riñones.
– Controlar las cantidades anormales de sangrado. Una anemia puede afectar rápidamente a la madre.
– Asegurarse de que no existe ningún tipo de coágulo
– Llevar a cabo un examen pélvico