Consejos de seguridad de los juguetes
Sin duda, el juego debe de formar parte de la rutina diaria de cualquier niño ya que el entretenimiento es también una fuente de alimento emocional y de ilusión por vivir. El niño descubre el mundo que le rodea a través de los juguetes. Sin embargo, también conviene matizar que no es bueno que los padres compren a los niños una infinidad de juguetes porque de este modo, no valoran lo que tienen. Es mejor, apostar por la prudencia y evitar el consumismo tan habitual de la sociedad actual.

Por ejemplo, existen momentos especiales como el cumpleaños del niño en los que es normal que el pequeño se emocione al abrir los regalos que le han comprado sus padres, sus abuelos o sus tíos. Pero a la hora de comprar un regalo para un niño debes poner una atención muy especial en la seguridad de ese juguete. Por ejemplo, siempre debes tener en cuenta que el juguete esté homologado y también, la edad recomendada de utilización.

Cuando quieras comprar un jueguete para un niño es mejor que acudas a una tienda de total confianza puesto que así podrás comprar con todas las garantías de seguridad un producto y podrás resolver todas tus dudas de forma directa hablando con el dueño del local. Los juguetes deben de llevar el sello de calidad de CE.

Por pura prudencia, cuando compras un juguete merece la pena que guardes el ticket de compra por unos días en un lugar seguro. Así, en caso de que observes cualquier defecto en el objeto podrás acudir a la tienda para pedir explicaciones. Por otra parte, para montar cualquier juguete debes seguir atentamente las instrucciones de uso. Está claro que los niños deben jugar, sin embargo, la seguridad es fundamental para el juego de los más pequeños de la casa.