Consultar con el médico los síntomas del niño