El sarampión: síntomas y prevención