Suspensos en Lengua Castellana
Recientemente se ha comprobado que suspender la asignatura de Lengua Castellana puede desencadenar un comportamiento concreto: el abandono escolar temprano.

Un estudio, elaborado por la Universidad de Granada y el Ministerio de Educación, ofrece pistas acerca del abandono escolar a edades tempranas.

Ha quedado claro que el dominio de la Lengua Española presenta grandes dificultades aunque suele ser bueno en la mayoría de los alumnos.

Así un dato clave desprendido de la investigación es la necesidad de reforzar el aprendizaje de la Lengua Española a los alumnos de origen árabe ya que supondría un avance crucial para una adecuada formación en la etapa de Secundaria.

También se ha llegado a la conclusión de establecer medidas preventivas, sobre todo en aquellos alumnos en riesgo de exclusión. Por ejemplo, los profesores podrían guiarse por un protocolo de actuación en las etapas educativas iniciales. Se persigue de este modo, contrarrestrar el más previsible fracaso escolar posterior.

Otra opción es la puesta en marcha de centros de debate sobre las dificultades que pueden surgir en las diferentes clases. Esto podría dar pie a la elaboración de un protocolo de atención para intervenir en los casos más preocupantes de absentismo.

Ante la intervención en cualquier situación problemática se ha ce urgente la figura del orientador en todos los centros. De hecho, se concede gran importancia a los departamentos de Orientación para brindar el asesoramiento pertinente a todos los interesados.

El Ministerio de Educación ya ha dado luz verde para el comienzo de 17 programas educativos en Ceuta. Sin embargo se insiste en la urgencia de extender la iniciativa en todos los centros. Supondría un paso firme y exitoso el desarrollo de Escuelas de Padres para una mayor implicación de los progenitores.